sábado, 19 de septiembre de 2009

Dorian - La ciudad Subterránea

Dorian suele sufir las críticas de no pocos que se basan casi siempre en que no saben cantar, en que están sobrevalorados o en que incluso el mérito debería lleváselo su manager por conseguir hacer de un grupo mediocre a unas pequeñas estrellas del universo indie. Pero a pesar de todos estos comentarios, a veces de envidiosos reconocibles, lo cierto es que la nueva entrega de estos catalanes era de lo más esperada. 'La ciudad subterránea' es un conjunto de historias reconocibles, bien ejecutada, con unas letras en las que el reflejo de nuestras vidas aparece acompañadas por unas melodías bien hechas y en donde las desafinaciones de la voz forman parte de la imperfección que acompaña a la vida misma.

La producción del disco acierta al adentrarnos en un mundo lúgubre, cuando empieza a sonar 'Simulacro de emergencia' empiezas a tener claro cual es la atmósfera que va a acompañar este disco. La claridad se sustituye por melodías sencillas pero con frases como 'para qué creer en Dios si él no cree en nostros' en 'Verte Amenecer', me ha recordado también ha ese tono apocalíptico que usa Christina Rosenvinge cuando canta que 'el cielo está en obras'. Pero ese toque acaba como siempre reconvertido en el efecto que puede tener el despertarse con alguien que nos gusta a nuestro lado, amor, sí, pero con toque oscuro. 'Paraísos artificiales' vuelven a tocar temas cotidianos, y lo hacen bien, es curioso como muchos dicen que el grupo no tiene buenas letras, a mí me parece que trasladan bien emociones que encajan perfectamente con sus arreglos. Nadie debe esperar de Dorian grandes frases, su labor es otra, es hilar un pop indie accesible y más que bueno en español. De hecho yo siempre he pensado en que quienes se ponen muy pesados con las letras deberían traducir algunas cosas que consideran genialidades y que están en inglés, o por ejemplo en la discusión de si Nelly Furtado cantaba bien en epañol o no, deberíamos mirar con los mismos ojos a la sobrevalorada Annie B Sweet y su acentazo en inglés. Da la impresión de que muchos últimamente van de estupendos y quieren ser el Pitchfork español pero ganándoles en ranciedad a la hora de poner valoraciones, cuidado porque esa pretenciosidad puede aburrir y mucho. Dorian tiene precisamente una buena cualidad, la falta de pretensiones.


'La mañana herida'
, 'Veleros' o 'La tormenta de arena' son lo más destacable de un disco en el que todo se pasa rápido y en el que te quedas con ganas de más, porque aunque las composiciones sean a ratos sencillas, a ratos naive, a ratos edulcoradas, en ciertos momentos tocan la fibra que tienen que tocar y logran emocionar. 8/10

1 comentario:

gasord dijo...

me gustan y quizá tengas razón, pero el disco entero me cansa... creo q nunca harán algo tan bueno como "a cualquier otra parte"