miércoles, 8 de julio de 2009

Linda Mirada - China es otra cultura

Linda Mirada es el disco de la novia de Francisco Nixon, así lo dice el mismo. 'China es otra cultura' poco tiene que ver sin embargo con Nixon, es más bien un intento de italo - disco con una voz que desafina y que es remala sin contemplaciones. Lo guay es que a pesar de esa voz o precisamete por ella todo encaja y las melodías funcionan y resulta como una melodía de verano, es sencilla sin las pretensiones de muchos otros discos que se han publicado últimamente.

'Tokio'
tiene una buena base y cuando una historia sencilla pero guay. 'San Valentín' es el single y es completamente adictiva, tras unas escuchas ya sólo se te queda en la cabeza la melodía y casi olvidas lo malo que hay en ella. 'Nadie camina en Los Ángeles' es genial tiene un toque a folclore chino, y luego vuelve a una base más disco y suave, aunque de fondo reaparece el toque chino de vez en cuando. 'José' cambia algo de registro y tiene un toque más a música popular, la voz vuelve a estar peor que en otras. 'Solo' suena especialmente bien, es un tema con el que te imaginas tirado en la playa con un helado. 'Hermosilla 69' 'en Madrid no quiero quedarme' sólo por eso que he pensado tantas veces es lo más.


Linda Mirada
no canta bien, tampoco aporta grandes novedades pero es tan fácil engancharse a sus canciones y estar contento mientras las escuchas que por eso mismo es un disco ideal para el verano. 7/10


6 comentarios:

Anónimo dijo...

que no aporta nada nuevo???
Pon el disco a todo trapo y te diré si aporta o no, nunca un nacional sono así lacasito.
No sólo eso no sé quien ha dicho que canta mal, cuando no hay ni uno en este panorama que de una nota en sus MONOTONAS cancionas. Que alguien haga algo así en castellano es lo más.

Fluorescent Independent dijo...

Hola y gracias por comentar, ummm bueno aporta cosas lo que digo es que no es en sí mismo un disco que marque un hito en el panorama indie español. Y cantando a mí en algunas canciones de evrdad em parece que lo hace mal pero como puse tiene su cosa y a mí que quede claro el disco me mola y me parece guay (de hecho tiene un notable), así que estoy totalmente de acuerdo con tu frase final.

Un saludo.

Anónimo dijo...

Hombre, yo me refería al hecho de como suena, que no sé si se debe a sus propios méritos. Las bases suenan cañón, la producción muy cuidada, y las voces, cante mal o bien, están muy cuidadas también.
Se deberá al hecho de hacerlo fuera?

Lo de Bebe es para retirarse, apoyo tu 2.5.

Anónimo dijo...

Remala??
pero si canta como la tía de Camera Obscura. Tio pero si nixon no sabe cantar igual que muchos otros tíos, pero como todo el mundo dice lo bueno que es no vas a decir tú lo contrario.
Lo mismo con que es un disco de ítalo, tio ni puta idea tienes. Me parece la ostia de refino y cuidado, y por ello lo aplaudo, estoy harto de amateurs sin puñetera idea, indies de los cojones. Viva esta esta niña y su proyecto, y el aire fresco que supone en este contexto de blandegues subnormales, chinarros y nachos vegas de las narices.
Madre mia lacasitos de colores...
Vete a escuchar a la monja enana

Fluorescent Independent dijo...

Bueno no me aprece que tenga una buena voz, pero de verdad creo que tampoco hay que caer en rollo talifan. Primero no la he valorado mal, y repito me gusta el disco y lo escucho, creo que sí que es algo diferente a toda la moda folk que estamos viviendo. Dicho esto me parece que podrías ser un poco más respetuoso con los comentarios, yo no dudo de tu criterio y lo respeto espero que tú hagas lo mismo con el mío antes de descalificarme por una crítica con la que estés en desacuerdo. Y lo de la monja enana pues tú dirás porque no se ha hablado casi nunca de ellos en este blog, sospecho que sé porque lo dices pero como ves escucho muchas cosas que recomiendo o no en el blog. Así que más contenido y menos propotencia en los comentarios.

Anónimo dijo...

La niña, la niña... me parece que estáis hablando de otra persona. Ana ya tiene sus 33 añitos y lleva trabajando en la industria discográfica desde que empezó aquella relación con Xoel López, hace casi diez años. Es un disco que sólo se podría haber hecho en esta época. Con los equipos de grabación de los 80 no hubiese quedado igual pero a veces estas cosas dan igual. Al directo no creo que se atreva a llevarlo. Será una canción del verano dentro del cada vez más mainstream indiepop nacional. Aún después de estas palabras debo ser sincero y he de admitir que algunas de las canciones me resultan irresistibles.