miércoles, 15 de abril de 2009

Tenerife y su gente...

Después de unas semanas en Tenerife y hasta mi vuelta a Madrid en una semana me he ido dando cuenta y reafirmando de las manías generales que afectan a esta isla, mirando a Venezuela y no a Europa, como una vez dijo un amigo la insularidad se paga, y se sigue pagando.

- El 90% de las personas comprendidas entre los 12 y los 20 son chonis, o changas o poqueros... Les gusta el reguetón que hacen sufrir al resto, o disfrutan con un house pasado de moda. No muestran interés por nada más allá que una forma de vestir que puede tener su toque ingenioso, casi todos los tíos de esta especie parecen estar fibrados por genética. Las tías son capaces de ponerse ropa minúscula y tacones aunque no sepan andar con ellos y aunque los michelines se escapen por la escasa tela. La cualidad más importante de esta gente es su profunda ignorancia, lo que no entienden es una gilipollez, y como lo que entienden es más bien poco todo es tonto para ellos. Ellos son los que están llamados a gobernar estas islas, huyan mientras puedas.


- La especie anterior muta a partir de los 20, algunos siguen igual pero otros pasan a fomar familias. El objetivo de esta gente es tener una casita horrenda a esa edad y tener un hijo, luego vivirán, ella de cajera en un Alteza y él en la cosntrucción en el mejor de los casos. Ella y él engordarán y pasarán a formar parte de esa masa obesa que consume las islas.


- Los gays de Tenerife se dividen en dos, las hiperlocas y los musculados que van de machos y bi pero que nunca han estado con una tía. Ambas son especies similares, de estilismos dudosos y anclados en los noventa, escuchan música horrenda. Hay sin embargo algún rayo de luz, empieza a haber algunos modernos y parejas de esas ejemplarizantes que se dan la mano por la calle.


- La mayoría de los locales son muy malos y sólo se salvan unos cuantos que te hacen replantearte el salir.


- La televisión autonómica está dirigida como Telemadrid, sólo que como aquí la mayoría pasa de la política tampoco encuentran sentido a criticar la manipulación de la cadena pública.


- Y por último, la gente tiene un sentido de la estética muy dudosa, por ejemplo llevar el pelo de punta y con gomina es lo más, o cualquier variante de ese tipo, llevarlo como yo es ir al estilo 'godo' y serán infinitas las veces en las que te recomendarán cortártelo de diversas maneras, es lo que tiene no conocer la moda y vivir en una insularidad creciente e inculta.


Y me permito decir todo esto porque nací en Tenerife y a veces hay que saber criticarlo todo y reírse de estas cosas.

No hay comentarios:

Archivo del blog