martes, 17 de febrero de 2009

¿Democracias Imperfectas o Dictaduras imperfectas?

En nuestro país sale gratis llamar dictador a cualquiera, es lo que tiene haber padecido a uno durante muchísimo tiempo, que los que iban de su mano son tan conocedores de esa realidad que en cuanto pueden tachar a alguien con ese calificativo lo usan, así es la caricaturesca Curry Valenzuela. Voy a analizar algunos aspectos que deberían hacer reflexionar a los que son tan dados a juicios drásticos y hablan con tanta soltura simplificando lo que es complejo.

- Israel siempre se considera 'uno de los nuetros', ese país amigo acaba de votar mayoritariamenmte a la derecha en unas elecciones al calor de las bombas lanzadas a los palestinos. Tras esas elecciones un partido abiertamente xenófobo ha conseguido 15 escaños, un partido clave para gobernar que dice que habría que lanzar una bomba atómica sobre los árabes o que habla de tirarlos al mar muerto, así de simple. Me encantaría oír a la hipócrita UE o a EEUU decir que si cualquier partido pacta con unos dirigentes así se negaran a hablarles y se les recortaran las ayudas. Pero no, Occidente sólo tiene ojos para Hamás, y para los palestinos que sino votan lo que ellos quieren no vale. Hubo un tiempo en que la UE creía en los derechos humanos y sancionó que en Austria gobernara en coalición con la derecha un partido extremista y nazi, pero oh! todo cambia y hoy Berlusconi y la Liga del Norte abiertamente racista campan a sus anchas en una Europa que se arrastra sobre sus principios. Israel para completar su intachable historial democrático tiene leyes que evitan la reagrupación familiar de árabes, algo que sí da a los judíos, es decir discrimina manifiestamente a sus ciudadanos dependiendo de su religión, tampoco existe el matrimonio civil...Tantas cosas, cuando algunos tiran las campanas al vuelo y hablan de democracia bien les valdría un análisis más profundo, porque la democracia no es sólo meter una papeleta en una urna.

- Venezuela es ahora una dictadura según muchos. En esa dictadura se ha votado muchísimo en los últimos años, y en esa dictadura la oposición ha obtenido sólo un millón de votos menos que Chávez. En esa Venezuela la oposición ha aceptado lo resultados, por otro lado comprobados por organismos internacionales. Es una falsedad absoluta la forma en que los medios de este país han vendido esa votación, no se votaba si Chávez estará hasta la eternidad, se votaba una ley que permite la reelección indefinida en un cargo, lo mismo que está vigente en España desde 1978. El que Chávez esté o no hasta dos mil siempre dependerá de los ciudadanos y de sus votos en las próximas citas, lo mismo que dependerá de esos ciudadanos si el rico estado de Zulia sigue en manos de la oposición y su líder para siempre. Conviene dejar claros estos asuntos porque con demasiada ligereza somos capaces de clasificar realidades que sólo vemos deformadas, Chávez con todos sus tics y disparates ha reducido la pobreza, avanzado en el alfabetismo y ha llevado médicos en lugares donde nunca los hubo. Serán los venezolanos los que más allá de las estridencias del chavismo juzgarán su mandato.
Resulta muy hipócrita escuchar a los destacados líderes derechistas de este país simplificando realidades, algo en lo que son expertos, pues sólo así pueden liberarse de su propia cochambre.

El PP es hoy un partido a la deriva, a la defensiva, sin ideas nuevas, dirigido por un abultado Rajoy que engorda al tiempo que su poder se desvanece, la marca impoluta de lucha contra la corrupción ha resultado ser una corruptela de favores a empresarios, y ahora cuando sus principios económicos se demuestran fallidos corren como locos a arrimarse al lado de las clases bajas para ganar votos, unos votos que recogen con la nariz tapada y que vienen de unas personas a las que detestan.

No hay comentarios:

Archivo del blog